Categorías
Uncategorized

Cómo entender mi Seguro de Gasto Médicos Mayores

Cómo entender mi Seguro de Gasto Médicos Mayores

La complejidad de los seguros de Gastos Médicos puede llevar a que, una vez que se requieran utilizar, no cumplan con las expectativas de los aseguradores, y en el caso de no tener que usarlo, al tener que pagar la renovación anual, los asegurados consideran que se paga demasiado por algo que no han utilizado.

 

Es por esto que en este artículo les explicamos las variables que deben ser consideradas para tener el Seguro de Gastos Médicos Mayores que realmente necesitan.
Estas son las variables que definen el costo de la prima de tu Póliza:

 
  1. Nivel Hospitalario: Es fundamental que tengas muy claro a qué nivel hospitalario necesitas acceder, cuando hablamos de nivel no necesariamente es la calidad, si no el costo de los servicios. La variable más importante a considerar es que los hospitales sean accesibles y se encuentren en tu zona de movilidad, recuerda que en una emergencia solemos ir al hospital más cercano.

  2. Círculo Médico/Tabulador: Es el nivel de honorarios y costo de servicios que cubre el Seguro. Debe ir acorde al Nivel Hospitalario, tener un tabulador bajo en un hospital de nivel alto es contraproducente, los costos que cubre el seguro no serán suficientes y tendrán que cubrir esa diferencia.

  3. Deducible: Una de las variables de mayor impacto en el costo de tu prima anual, es el costo inicial que debe cubrir un padecimiento o tratamiento a partir del cual, el seguro comienza su cobertura, es aquí donde debemos entender que estos son gastos médicos mayores, por lo tanto, debemos darle el justo valor, ya que mientras menor el deducible mayor la prima anual. Una persona joven y saludable debería tener un deducible bajo ($10,000 a $25,000) mientras que un adulto mayor a 60 años debe considerar tener deducibles altos ($60,000 o más) ya que con esto su prima anual puede reducirse considerablemente.

  4. Coaseguro/Copago: Este concepto es la participación conjunta del Asegurado con la Aseguradora sobre el costo total de un padecimiento o enfermedad, aquí en todos los casos se recomienda que sea del 10% con un tope fijo, este costo siempre se tendrá que cubrir y suele ser cobrado al finalizar el evento, ya sea para salir del hospital o para tramitar un reembolso.

 

Es vital estar bien asesorado cuando adquieres un seguro y durante la vida del mismo, es muy probable que nunca cambies de Producto o Compañía aseguradora, ya que si posteriormente decidieras cambiar de cualquiera de ambos tendrías que considerar las pre-existencias y tiempos de espera que te endosarán en un nuevo Seguro.

Categorías
Uncategorized

Si quieres tener dinero en el futuro, comienza a invertir

Si quieres tener dinero en el futuro, comienza a invertir

Cada que comienzas un proyecto nuevo, lo que más esperanza da es el resultado que se obtendrá al final del camino, pero muchas veces al primer tropiezo, se pierde el empuje inicial y termina por destruir todo lo que se había planeado o visualizado como una meta personal.

La inversión es un ejemplo muy claro de esto, muchas veces creemos que si no ahorramos en montos grandes no vale la pena, o peor aún, que si ahorramos no nos alcanzará para mantener el estilo de vida que tenemos actualmente.

 

Estas son las dos principales razones por las cuales no comenzamos a invertir para nuestro futuro.

La riqueza de cualquier persona está se construye alrededor de 3 conceptos:

Conocer las diferencias de estos 3 conceptos es fundamental para darle el espacio requerido a cada uno de ellos, en la justa medida de nuestros planes a futuro.

 
  1. Ahorro: Debe de ser intocable y tener un objetivo específico, con una retribución que premie la disciplina de haber cumplido la cuota de tiempo y dinero que éste representó. Ejemplo: Ahorro para la educación de los hijos, el retiro o nuestra primera casa.

  2. Patrimonio: La base sobre la cual construyes tus sueños y planes, aquello que pagas o ya has terminado de pagar y te da seguridad, estabilidad y fundamentos para iniciar nuevos proyectos. Ejemplo: Una casa propia en la que vives (no una que rentes, eso es inversión)

  3. Inversión: La parte en donde el dinero hace dinero, queremos que lo que ya tienes genere un mayor valor con el paso del tiempo, para ello es importante entender cual es tu perfil de riesgo y tus tiempos.

 
«La planificación a largo plazo no es pensar en las decisiones futuras, sino en el futuro de las decisiones presentes». – Peter Drucker
Categorías
Uncategorized

Empecemos el año cuidando lo que tanto nos ha costado…

Empecemos el año cuidando lo que tanto nos ha costado…

Con los Seguros de Hogar y Responsabilidad Civil podrás tener una cobertura completa sobre tus bienes y daños que pudieras causar a otros.

Es vital que todos nuestros bienes tengan un respaldo, seguramente contamos con un seguro de auto ¿por qué no hacer lo mismo por nuestra casa y sus contenidos? el acumulado de todo lo que se encuentra en ella (sin mencionar el inmueble como tal) es seguramente mucho más valioso que nuestro auto.

En caso de ser dueño, inquilino o arrendador de un inmueble, puedes protegerlo en caso de un incendio, rayo o explosión, terremotos, erupciones volcánicas y riesgos hidrometeorológicos como avalanchas, inundaciones, huracanes, entre otros.
La cobertura incluye la remoción de escombros en caso de que la vivienda quede inhabitable y requiera que se desmonten o demuelan partes de la misma para la recuperación.

Por otro lado, tenemos la cobertura de Responsabilidad Civil Hacia Terceros por parte de cualquier integrante de la familia y empleados domésticos, sean daños físicos o materiales. Además de proteger los bienes que se encuentran dentro de nuestros inmuebles por pérdida o robo, también nos da un respaldo de equipos electrodomésticos y electrónicos, con reparación o reemplazo de los últimos ante descargas eléctricas, variación de voltaje o corto circuito.

Una de las coberturas más interesantes de este tipo de Seguros es la de los cristales, el cual te compensa con el pago por reemplazo e instalación de cristales rotos (¡ya no tendrás que preocuparte por balonazos!).

Adicionalmente da servicios de apoyo como, Plomero, Cerrajero, Electricista, Vidriero, Asesoría Legal Telefónica (en caso de robo), Asistencia Médica para todos los integrantes de la familia con asistencia médica telefónica, consulta médica a domicilio y/o servicio de ambulancia.

Para todos aquellos que tienen mascotas, se puede integrar protección con servicios de asistencia veterinaria telefónica, apoyo en caso de extravío y ¡hasta servicios funerarios!

Categorías
Uncategorized

¿Qué significa la tasa de interés y cómo nos impacta?

¿Qué significa la tasa de interés y cómo nos impacta?

La tasa de interés es un indicador económico y financiero que señala que tan rentable es un ahorro o inversión, o bien, el costo de un crédito.

El interés representa un beneficio para quien lo ahorra o invierte en alguna institución, y representa un costo para quien adquiere un crédito o préstamo.

Los principales factores que se consideran para determinar la tasa final de algún crédito o instrumento son:

 

La inflación: El dinero pierde su valor en el mismo porcentaje en que aumenta la inflación. Es vital contemplar la tasa de interés que ofrece una cuenta de ahorro en un banco o el rendimiento de un instrumento al ahorrar o invertir. Una tasa de interés alta, incentiva a ahorrar e invertir.

 

El plazo: Los intereses a corto plazo le cuestan al acreedor menos dinero y tienden a mantenerse bajos, por lo tanto, motivan a pedir prestado por períodos más cortos de tiempo, así mismo, cuando hablamos de inversiones, los plazos largos tienen un mayor rendimiento si se cumplen en su totalidad.

 

El riesgo: Mientras la probabilidad de incumplimiento sea mayor por parte del acreditado, mayor será la tasa de interés. Del lado del inversionista, a mayor riesgo, mayor rendimiento. lo que incentiva a invertir en este producto.

 
 
Asegúrate de entender bien estos tres conceptos antes de hacer una inversión o solicitar un crédito. No dudes en contactarnos si tienes alguna pregunta.
Categorías
Uncategorized

Consejos para tener finanzas saludables según tu edad.

Consejos para tener finanzas saludables según tu edad.

Nunca es demasiado tarde para aprender a cuidar nuestro dinero, pero mientras antes lo hagas será mucho mejor, con una educación financiera sólida incrementas la posibilidad de cumplir tus metas y objetivos personales, brindando seguridad y estabilidad.

No importa tu situación económica actual, hoy es cuando puedes empezar una estrategia para cuidar y administrar tu dinero de manera correcta y sobre todo inteligente.

Entiende tus necesidades según el horizonte que tienes por delante…

Los primeros 18 años:

Esta suele ser la primera etapa financiera de cualquier persona y es el momento ideal para empezar a formar los hábitos de ahorro, adquirir conocimientos básicos sobre educación financiera.

Reconocer el valor del dinero en esta etapa es el principal fundamento que debes adquirir, distinguir entre gasto, ahorro e inversión te dará la capacidad para enfocar tus esfuerzos financieros y la destreza para obtener lo que quieres con tu dinero.

Ingresos = Ahorro + Gasto

 

Inicio de la vida Profesional, los veintes:

Durante esta etapa de la vida se obtiene el primer empleo formal y los primeros ingresos en forma de nómina. De pronto se abren las puertas de las entidades bancarias, financieras y oportunidades de inversión y es aquí en donde se toma conciencia del valor del dinero.

Tener un presupuesto claro y establecer cuales son las metas financieras es una obligación contigo mismo, sin importar cuanto sea tu ingreso. Tus obligaciones suelen ser pocas y las tentaciones muchas y por esto mismo que debes visualizarte en un futuro y lo que quieres lograr.

El ahorro es la base de la riqueza de cualquier persona, uno de los hombres más ricos del mundo y el Oráculo de las inversiones Warren Buffet lo dice tan sencillo como: “No ahorres lo que queda después de los gastos, gasta lo que queda después de ahorrar”

Y no hay una etapa mejor para que esta idea se vuelva hábito, y el hábito en regla. Destina un porcentaje de tu sueldo a una cuenta de ahorro y otra parte a un fondo de inversión con liquidez, estas dos herramientas serán la fuente de tu riqueza y tu mejor salvavidas en momentos complicados, y ya sabemos que estos sí existen.

 

Ingresos = Ahorro + Inversión + Gasto

 

 

Bienvenido a los treinTAS

Será la etapa de mayor crecimiento de ingresos, costos, compromisos y expectativas del dinero, y es por esto que necesitas tener la asesoría y apoyo necesario para que tu dinero esté bien diversificado y enfocado a tus metas de mediano y largo plazo.

Tendrás dependientes económicos y es momento de empezar a pensar en tu “yo” del futuro, en ese que no querrá trabajar para vivir y disfrutar los frutos del esfuerzo de tantos años, es el momento PERFECTO para iniciar un plan de retiro. Los seguros entran a la ecuación financiera.

Establece una relación con las deudas y en ocasiones hay que recurrir a créditos o incluso, fondos propios (afortunado que has ahorrado). Cumple con tus presupuestos y respétalo siempre, es la columna vertebral de tu salud financiera para que realmente disfrutes del dinero.

 

Ingresos = Ahorro + Inversión + Gasto + Seguros

 

La MADUREZ Financiera

Si consideramos que en la década de los 40’s y 50’s seremos adultos maduros, es aquí cuando los ingresos se estabilizan y a la ve tenemos el mayor nivel de gasto (casa, autos, viajes, educación de los hijos, negocio propio, inversiones…). Si has cuidado y planeado en los años anteriores de forma correcta, es momento de capitalizar todo este “sacrificio”.

Es la última oportunidad para ahorrar para el retiro y deberás tener finanzas sanas y no tener deuda para poder hacerlo. Tus finanzas estarán construidas por 3 grandes bolsas:

 

  1. Patrimonio: Son los que te dan seguridad personal como tu casa o negocios.

  2. Ahorro: Instrumentos de bajo riesgo como los Dotales, planes educacionales o Planes de Retiro.

  3. Inversión: Fondos en donde tu dinero generará mayores rendimientos y permitirá hacer crecer tu dinero más que en otras opciones.

Ingresos = Ahorro para el Retiro + Gastos

 

El Retiro

A tus 65 años podrás pensar en el Retiro, espero que hayas hecho todo lo necesario para que sea exactamente un retiro y no la peor crisis financiera de tu vida, aún estás a tiempo.

La vida financiera es un camino lleno de responsabilidades y compromisos que adquirimos según vamos creciendo. Planeación, decisiones correctas y pequeños sacrificios pueden garantizar un futuro lleno de éxito, tranquilidad y paz financiera.

 

Ahorro para el Retiro = Gastos

Categorías
Uncategorized

Un seguro para tu casa es tener una casa con futuro.

Un seguro para tu casa es tener una casa con futuro.

Una casa es una de las mayores inversiones en nuestra vida, si no es que la mayor de todas, y en algunos casos conlleva años de compromiso, sacrificio y esfuerzo.

Por más que nuestra casa o departamento sean construidos con el mayor cuidado y calidad, siempre hay riesgos o imprevistos externos. Es difícil entender que no consideramos asegurarlos hasta que se nos presentan situaciones que ponen en riesgo nuestra vivienda y hasta nuestra estabilidad económica.

Si consideramos adicionalmente los bienes que tenemos (muebles, equipo electrónico, electrodomésticos, obras de arte, ropa, entre otros), el valor de lo que podemos perder en caso de accidente o robo, incendio o un evento de la naturaleza es casi imposible de reemplazar, por lo tanto prevenir ante cualquier riesgo es fundamental.

Es la falta de información y conocimiento lo que la principal razón por la cual las personas no cuentan con esta protección, es por esto que en este artículo te diremos lo que deberías saber sobre la contratación de este servicio.

 

La cultura de prevención, brinda tranquilidad.

Adquirir un seguro para casa habitación significa que a través de un contrato proteges tu vivienda y su contenido de daños, ya sea parciales o totales, dependiendo de las causas. La cobertura de la póliza varía de acuerdo a tus necesidades y el tipo de seguro que hayas elegido.

 

¿Qué se puede asegurar?

Puedes asegurar la estructura física de tu vivienda, así como el contenido, es decir, muebles y accesorios (computadoras, joyas, etc). En caso de que tu vivienda sea rentada, puedes proteger tus pertenencias, así como protegerte económicamente si llegas a ser responsable de un siniestro que afecte la propiedad de tu arrendador.

 

El seguro te protege de los siguientes riesgos:

· Incendio, rayo y/o explosión de la vivienda.

· Daños causados por fenómenos naturales como temblores o terremotos.

· Fenómenos hidro-meterológicos.

· Responsabilidad Civil.

· Robo y/o asalto.

· Rotura de cristales.

· Contra el robo de objetos de valor dentro del inmueble.

· Responsabilidad Civil del contratante y sus familiares, dentro y fuera de la casa.

 

Cabe mencionar que algunos contratos ofrecen beneficios extras, como: cerrajería, plomería o reparaciones eléctricas.

 

¿Qué no cubre mi seguro?

Algunas de las situaciones que la aseguradora no cubre son:

Aguas subterráneas o freáticas que ocasionen filtraciones a través de la cimentación de los pisos o muros, fracturas de dicha cimentación o de los muros.

Asentamiento, contracción, hundimientos, desplazamientos, derrumbes, deslaves, expansión o agrietamiento en los bienes asegurados.

 

Forma en la que te pagarían:

Usualmente la indemnización corresponde al valor de la construcción, reconstrucción, reparación o adquisición e instalación de los bienes dañados. También aplica para coberturas adicionales, te recomendamos verificar el monto amparado por cada cobertura que contrates. Siempre es recomendable que contrates este tipo de Seguros con un asesor que te explique el detalle y alcance de todas las coberturas del contrato, como todo convenio tiene alcances y limitantes que es debes tener presentes durante la vida del mismo.

Categorías
Uncategorized

4 mitos y realidades de hacer un presupuesto.

4 mitos y realidades de hacer un presupuesto.

Un presupuesto es el cimiento de unas finanzas sólidas, sin este es casi imposible poder llevar un control y estructura de tu dinero, por lo tanto, pones en riesgo la salud de tus finanzas personales.

 

Te presentamos algunos de los mitos y realidades sobre los presupuestos personales:

 

Mito #1: Limitará mis gastos.

Realidad: Podrás gastar sin culpa.

 

Hacerlo te dará seguridad y tranquilidad sobre tu situación financiera, una perspectiva real de tu economía genera la certeza que requieres para destinar tu dinero a tus necesidades y gustos sin perder el control.

Mito #2: Va a causar conflicto en mi matrimonio.

Realidad: Los va a unir más.

 

La falta de comunicación y el dinero son las principales causas de diferencias dentro del matrimonio, incluso llevando al divorcio. Así que pueden empezar por tocar los siguientes temas:

 
  • Objetivos Financieros: Establecer metas es fundamental para poder

  • Ingresos familiares: Ser transparentes y honestos sobre los ingresos de cada una de las partes, solamente así pueden planear en conjunto.

  • Gastos y obligaciones fuera de la pareja: Ayuda a padres o a hermanos, inversiones personales, etc.

  • Deudas o Créditos: Tener el control de las compras que sigues pagando como pueden ser casa, auto o crédito estudiantil.

  • Buró de crédito: ¿Ha habido alguna deuda que no has pagado?

  • Ahorros: ¿Ahorras? Si es así ¿Qué planes de ahorro tienes?

En cuanto vivimos en pareja o nos casamos, las finanzas se vuelven una parte fundamental en la relación, si hay dinero podría no mejorar la relación, pero si este falta, es una posible causa de conflictos recurrentes.

Es momento de sacar los trapitos “económicos” al sol, definir los proyectos conjuntos y juntos alcanzar las metas que persiguen.

Mito #3: Va a limitar mi gasto en “diversión”.

Realidad: La “diversión” es una parte del presupuesto.

 

En algún momento el presupuesto se convirtió en un sinónimo de privación. Debemos tener claro que los presupuestos son herramientas que te ayudan a alcanzar metas financieras y están hechos para cumplirse, no para privarte. Destinar una parte de tu presupuesto a tus gustos y actividades de placer es importante, ya que bien se dice que “el dinero no da la felicidad” pero es una herramienta que nos permite los medios para alcanzar el bienestar.

Mito #4: Me estresa la idea y solo me daré cuenta que no alcanza.

Realidad: Entenderás para qué alcanza y en qué no debes gastar.

 

Los gastos hormiga son pequeños (y aparentemente inofensivos) gastos diarios que tenemos en placeres cotidianos o en cosas que en realidad no utilizamos o necesitamos. Sin embargo, estos gastos pueden perjudicar terriblemente a tu bolsillo. ¿Cómo puedes reparar lo que no sabes que está roto? Primero debes identificarlos, tener la perspectiva de cuanto has gastado en ellos durante tu semana o mes te dará clarisas del dinero que puede fugarse por estos “inofensivos” gastos. Al ser más consciente de ellos evitarás comprar compulsivamente y sorprendentemente tu dinero comenzará a rendir más.

 

Por último, nos gustaría compartir contigo una sugerencia de porcentajes que deberías respetar para un presupuesto óptimo:

 

Casa: 15% al 20%

Alimentos: 10% al 15%

Transporte: 10%

Ahorro: 10% al 15%

Inversión: 10% al 15%

Créditos: 10%

 

Es momento de salir de problemas financieros, en Telescopio podemos ayudarte con un presupuesto a la medida de tus necesidades. ¡No dudes en contactarnos!

Categorías
Uncategorized

Asegurar tu negocio, no es tan costoso como piensas.

Asegurar tu negocio, no es tan costoso como piensas.

Tu negocio es la fuente principal de ingresos, día a día se encuentra expuesto a múltiples amenazas que podrían llegar a ponerlo en riesgo. Tener un seguro incluso puede llegar a evitar que caiga en la quiebra, según las estadísticas del Centro para el Desarrollo de la Competitividad Empresarial, al menos 8 de cada 10 PyMEs en México cierran durante su primer año de operación debido a la falta de protección ante situaciones diversas.

 

Un respaldo financiero, como lo son las pólizas de seguros para negocios, te permite hacer frente a situaciones inesperadas y salvaguardar el bienestar de tu negocio y, por tanto, tu patrimonio. Proteger la infraestructura e intangibles de tu empresa es la mejor inversión que puedes hacer ya que si estos siguen disponibles podrás seguir generando dinero y el negocio podrá seguir vivo.

 
 

Más vale prevenir.

Un emprendedor pone toda su inversión, empeño, tiempo, energía y enfoque a su negocio y es lamentable que cuando sucede un siniestro, todo esto se acabe y tenga que cerrar sus puertas porque no pudieron superar las pérdidas cuando este riesgo podría ser cubierto por otro (una aseguradora). Esto se debe, principalmente, a que las empresas no tienen cultura sobre el aseguramiento de los bienes de la compañía.

 
 

¿Qué debo conocer antes de contratar un seguro para mi empresa?

1. Conoce a la perfección los riesgos de tu negocio, necesidades y oferta del mercado.

2. Al tener las cláusulas de tu póliza, revisa cuidadosamente las situaciones en las que se aplicará el seguro, monto de cobertura, método de reclamación, deducible de cada riesgo y sobre todo las exclusiones.

3. Analiza el deducible: esto es lo que pagarás como parte de una reclamación, a partir de este monto el seguro cubrirá el daño.

4. Al renovar tu póliza lee cuidadosamente el contrato, pues las condiciones pueden cambiar.

5. Guarda tu póliza y documentos complementarios en un lugar seguro.

 
 

Tener un agente que te respalde con seriedad y certidumbre hará que no tengas que preocuparte de todas estas variables, en Telescopio contamos con una solución para cubrir daños y eventualidades que pudieran suceder a tus empleados, clientes y usuarios en la operación, así como los bienes y equipos que este contenga.

Puedes conocer más sobre este servicio para empresas escribiéndonos a contacto@telescopiomx.com o llamándonos al teléfono +52 (33) 4161 2425.

 

Te ayudaremos a proteger tu negocio para que tú puedas enfocarte en hacerlo crecer. ¡Cotiza ahora! No dejes que el destino te sorprenda.

 
 
Categorías
Uncategorized

Razones para comenzar a ahorrar para tu retiro

Razones para comenzar a ahorrar para tu retiro

El verdadero problema del retiro es que casi nadie lo ve lo suficientemente cerca como para ocuparse o preocuparse por tener un plan para esa etapa de vida. No suele ser algo que nos preocupe por el momento, sin embargo, según la encuesta realizada por el Instituto Belisario Dominguez durante el 2016, es alarmante la cantidad de estudiantes, trabajadores y adultos en edad de retiro en México que no planea ni ahorra para su futuro.

 

Es por eso que en este artículo te dejamos algunas razones por las cuales es importante empezar a planear y ahorrar, ya que es indispensable para vivir tu retiro de forma tranquila y cómoda.

 

1. El AFORE no será suficiente.

Si comenzaste a cotizar despúes del 1 Julio de 1997 al jubilarte la pensión corresponderá en promedio al 30% de tu último salario reportado. Esto suena complicado si consideramos que los salarios promedio no son suficientes debido a la inflación. A eso súmale que durante tu camino puedes pasar alguna complicación laboral, o sea, sin cotizar para el retiro y eso podría hacer menor la cantidad que logres juntar.

 

Piensa que probablemente cuando dejes de trabajar te quedarán más de 20 años de vida, si tus ahorros en el AFORE terminan antes te quedarás sin pensión.

 
 

2. Define cuanto quieres para tu retiro

Si no lo has pensado, haz una pausa de 5 minutos y dedícale un tiempo a este “número mágico” del cual dependerán los últimos 20 ó 25 años de tu vida.

 
 

3. Deduce impuestos en tu declaración anual.

El mejor camino para asegurar una pensión adecuada para tu estilo de vida es el ahorro a través de un Plan Personal de Retiro, que además te permitirá deducir hasta $152,000 pesos en impuestos del ejercicio fiscal, y al momento del retiro tendrás una exención especial del ISR que es exclusiva de los planes de retiro.

 
 

4. Disfrutarás tu retiro como deseas.

Debemos tener siempre presente que tenemos alrededor de 40 años productivos para preparar esos últimos 20 a 25 años de Retiro, el porcentaje que debes ahorrar año con año depende en gran medida del momento en que comiences a hacerlo.

Ya sea para viajar, comer fuera de casa y disfrutar de nuevas experiencias con la tranquilidad de saber que nuestro ahorro es seguro, porque hay una parte e nuestro dinero que no debe correr riesgo porque debe estar ahí para cuando más lo necesitemos, no querrás llegar al retiro y sentir que tienes que trabajar para mantenerte, más allá de trabajar por placer, sentirte productivo o trascender en tu negocio.

5. Ahorrar es un hábito fundamental.

Es bien sabido que contar con un plan de administración financiera y presupuestar tus gastos mensuales hará más sencilla la tarea de destinar un porcentaje de ahorro según tus necesidades. No importa si la suma no es tan grande, poco a poco podrás incrementarla conforme tus ingresos aumenten, lo importante es comenzar.

 

Recuerda que esta es una inversión que haces para ti, considera que llegaremos a la edad de retiro siendo muy jóvenes aún, si no lo crees piensa en lso adultos de 65 años que conoces.

En Telescopio tenemos las opciones que necesitas para construir un ahorro a tu medida a través de ahorro e inversión, no es momento de preocuparte, pero si no quieres que el tiempo juegue en tu contra, es la hora de convertirlo en tu mejor aliado.